Lasciate ogne speranza voi ch'intrate

Lasciate ogne speranza voi ch'intrate

 photo vatiel_zpsoazeyowb.gif

“Han venido a presenciar el Principio.
El renacimiento del Paraíso, destruido por el género humano.
Recuérdame, y tu autentico yo también. Y en lo que debes convertirte.
En la que nos conducirá al paraíso con las manos manchadas de sangre...”

viernes, 15 de junio de 2012

Maullidos de un gato negro.

Este es el relato que presenté para el “Concurso de relato de terror Halloween 2011”
organizado por los blogs de “El Estante Olvidado” de Pandora y el “Antiguo Blog” de Ginés Vera, puesto que ahora tiene un nuevo blog titulado “El Eterno Escritor”.

El concurso se basaba en escribir obras inspiradas en los relatos de Edgar Allan Poe y
con este relato inspirado en la obra de “El gato negro” de Poe, resulte la Ganadora del “Concurso de relato de terror Halloween 2011” y gané un estupendo libro sobre relatos de vampiros dedicado por estos dos escritores.

Maullidos de un gato negro.


Los maullidos de aquel diabólico animal, descendiente de brujas, amante de aquelarres e íncubo del diablo, eran ya incesantes en mi cabeza.

Aquel felino animal de tacto peludo y color a muerte, tenía encandilada a mi preciosa y adorable esposa. Amaba a aquella horrible criatura, produciéndome un inevitable recelo.

Mi embriaguez por la bebida, sumado a un estado de completa desesperación por ni siquiera tener bienes para anestesiarme de esta vida, me sumió en un estado de cólera e irritación, que me empezaba a propiciar una locura demencial.

Y en uno de aquellos ataques de exasperación, se me presentó el animal. Mirándome con sus impenetrables amarillentos ojos hostiles que amenazaban desafiantes en atacarme con verdadera ferocidad y despertó en mí, una cólera enfermiza de un instinto animal, fruto de posesión del mismísimo macho cabrío de Satanás.

Agarré a aquel animal de su pequeño cuello con mis manos de verdugo, mientas él no dejaba de aullar desesperado y me clavaba las largas y afiladas uñas que había sacado de sus pequeñas y mullidas huellas de gato. Clavándomelas en manos y brazos como alfileres hundidos en mi blanda y frágil carne humana. Sus uñas me perforaban y arañaban sin piedad, mientras mostraba sus afilados colmillos fruto de cólera, deseoso de desgarrar cualquier pedazo de piel que se pusiese a su alcance. Alcancé el cortaplumas de mi derecha e introduje despiadadamente el artefacto dentro del ojo del animal, removiendo con su filo en círculos, hasta percibir el crujir de los tejidos oculares que iba seccionando, hasta arrancarle de cuajo aquel ojo mortuorio, que visto desde el suelo seguía emanando jugos eméticos.

El gato me observaba, aun en mi mano, sin dejar de maullar con su ojo fijo en mi rostro, rabiando de ira y temor se escabulló de mis manos, en busca de su salvación.

Harto de aquellos chirriantes sonidos lo seguí hasta el sótano de mi destartalada morada y con hacha en mano y mi objetivo alcanzado, le propiné con todas mis fuerzas y una ira incesante y espesa, el mayor golpe de desgracia que mi vida me debiera.

Pues en ese mismo instante mi mujer encariñada por el maquiavélico animal, se puso ante la inevitable muerte, que tuvo que alcanzar.

Y tapiada frente a unos ladrillos de fresco cemento, el gato negro sigue aullando a día de hoy su defunción, con los sollozos de aquella mujer que se interpuso ante su expiración, para salvar aquel peludo y tuerto gato, que aclamará venganza, hasta que descubran mi fatídico crimen.

Si no es que locura acaba antes con mi abominable subsistencia…


Autora: Kel Báthory

Espero que os haya gustado.
Podéis ver los otros relatos y mi relato expuesto directamente 
desde la página del concurso aquí.

Besos con Sangre...

13 comentarios :

  1. Me gustó el relato y me gusta además que lo acompañes de los ojos felinos al principio y de la exquisita ilustración de Pol Serra.
    Los lectores podrán disfrutar del sabor de Poe bajo tu mirada sangrienta, enhorabuena, una vez más, Kel. Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Enhorabuena por el premio que ganaste, el relato lo merecía :), un saludo desde la oscuridad.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias a los dos por leerlo de nuevo y por vuestros comentarios :D
    Besos Sangrientos

    ResponderEliminar
  4. muy buen relato.. me ha encantado.

    ResponderEliminar
  5. precioso el relato. me encanta leer una historia diferente a las que me suelo encontrar

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias ^^ me alegra que te haya gustado.
    Besos sangrientos

    ResponderEliminar
  7. Estupendo relato basado en el cuento de Poe, Kel. Violento oscuro. Te felicito. También me recordó a El gato del infierno de Stephen King (si no lo leíste, te lo recomiendo).
    Como a vos, me tocó homenajear a Poe con «La caída de la casa Usher», y el resultado fue una historia que publiqué en mi blog con el nombre de «Vernet 470».
    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Me alegro que te haya gustado ^^ me apunto el de Stephen King, pues es un autor que me encanta. Ya me pasaré por tu blog para ver esa historia.

    ¡Saludos Sangrientos!

    ResponderEliminar